Fines de la Entidad

Fines de la Entidad

Los fines de la Junta y Hermandad Serrana Ibérica de la Cabaña Real de Carreteros son culturales, etnográficos y forestales; de conformidad con los siguientes aspectos:

    • Honrar y recuperar la memoria de los carreteros ibéricos mediante el estudio y difusión de su trabajo cooperativo en el manejo de los bosques, la industria forestal y ganadera, los transportes trashumantes, así como su contribución anónima a la unidad de España, la expansión del idioma castellano y la edificación física de nuestro país al servicio de los reyes.
    • Profundizar y defender las fórmulas comunales heredadas de los antepasados pinariegos para el aprovechamiento y gestión de los bosques y su permanente puesta en valor al servicio de la sociedad, manteniendo un ejemplar rendimiento sostenido por los mismos que han hecho posible su trasmisión a las actuales generaciones.
    • Difundir la cultura del manejo y usos del ganado, las carretas, las construcciones, la madera, la pez, etc. No sólo por inexcusable deber moral y definitivo rescate etnográfico a nivel local y nacional, sino por su permanente valor en las modernas actividades de la educación ambiental, el turismo activo y, por tanto, reputadas fuentes de nuevos empleos.

El cumplimiento de estos fines se lleva a cabo a través de las siguientes actividades:

    • Colaborando en todas las iniciativas y tareas de conservación, restauración y mejora de las obras de carácter público o privado que se constituyan con este fin.
    • Recabando el apoyo de instituciones competentes para conseguir los fines indicados: recuperación de casas carreteras, lavaderos, potros, fraguas, molinos, serrerías, hornos de pez, destilerías de resinas, museos etnográficos, centros de interpretación, etc.
    • En particular, poner en práctica todos estos apartados mediante acciones como la edición de una revista comarcal, la creación de sellos de calidad de productos forestales, la asistencia y promoción de ferias, conferencias, exposiciones y concursos, la recuperación de tradiciones y archivos, la reedición de libros, bibliotecas específicas, tesis académicas, celebraciones anuales de la Región Pinariega, otorgar distinciones, etc.
    • Por último, restaurando para siempre una histórica asociación de honda tradición democrática y asamblearia que logró la supervivencia de estos pueblos en base a la inquebrantable unidad de los mismos. Cinco siglos después la vocación de estas sierras es la misma y se precisa imperiosamente una unidad para afrontar los nuevos desafíos que la moderna sociedad plantea.
    • Promocionando, recuperando y apoyando todas las acciones que contribuyan a la mejora de los bosques de estas sierras y al aprovechamiento sostenido de sus recursos mediante la industria autóctona de los mismos para el mantenimiento de su población, la mejor garantía demostrada de su conservación, y exigiendo de los poderes públicos el justo pago de los bienes sociales que producen.

Los beneficios obtenidos por la asociación, derivados del ejercicio de actividades económicas, incluidas las prestaciones de servicios, se destinan, exclusivamente, al cumplimiento de sus fines, sin que quepa en ningún caso su reparto entre los socios, ni su cesión gratuita a personas físicas o jurídicas con interés lucrativo.